Donación

ElementoCosto
Dominio12€/anuales
Servidor100€/anuales
Extras25€/anuales
Total137€/anuales

Tabla de costos del servicio. No incluye el trabajo invertido o posibles adversidades. Por favor, plantéese hacer una donacióna «¡Derechos Animales ya!».

Pero… ¿cómo que una donación?

«¡Derechos Animales ya!» (derechosanimalesya.org), como se explica en el apartado de «Información», es un sitio web dedicado a la reivindicación de los Derechos Animales y la divulgación científica sobre ellos. Este sitio no tiene ánimo de lucro, no emplea publicidad y su fin es absolutamente altruista para promover el veganismo y, la justicia y el respeto que merecen los animales. Hacer una donación podría asegurar su supervivencia a largo plazo.

¿Qué diferencia a «¡Derechos Animales ya!» de otras webs?

«¡Derechos Animales ya!» defiende la abolición absoluta de toda forma de explotación animal y pretende plasmar con la mayor honestidad la realidad que viven los animales. La calidad de la información contenida, su profundad científica y argumentativa, así como el tiempo invertido, superan con creces la mediocridad, el sensacionalismo y el populismo aberrante que campa a sus anchas en las páginas web animalistas por tal de lucrar mediante socios y donaciones.

«¡Derechos Animales ya!» comparte todo su contenido con la licencia de autoría más permisiva de todas (Creative Commons Cero) para brindar a todo el mundo, tanto a activistas como a cualquier individuo interesado, la posibilidad de compartir, modificar, adaptar y hacer cualquier cosa favor de los animales sin necesidad de pagar, hacer una donación o de darle crédito a este proyecto. Por el contrario, las organizaciones animalistas y otros colectivos son egoístas con su contenido. Es decir, todo lo que crean (o pagan a terceros por crear) lo vinculan con sus derechos de autor y derechos de marca para impedir que cualquier otro pueda difundirlo o adaptarlo, incluso sin fines de lucro. Hacer una donación implica, al mismo tiempo, apoyar un activismo libre, independiente y solidario para todos.

¿Por qué debería donar a «¡Derechos Animales ya!»?

Por desgracia, ningún servicio en internet es gratis por muy pequeño e insignificante que fuere. Aquellas grandes empresas que ofrecen sus servicios de forma aparentemente gratuita y no piden donaciones, como Google o Facebook, obtienen su dinero mercantilizando los datos personales de sus usuarios e intereses comerciales, políticos, etc., para fines publicitarios. Y, por supuesto, los sitios web de las grandes organizaciones animalistas están ultrafinanciados con el dinero de sus engañados y estafados socios. Si dichos sitios web fallan o son, a veces, feos de cojones no se debe precisamente a una escasez de dinero.

El servidor en que se aloja «¡Derechos Animales ya!», así como el dominio que le da nombre, cuesta bastante dinero y ciertas características del sitio web son posibles gracias a diseñadores gráficos y aplicaciones integradas (plugins) que tienen un costo añadido. Si usted valora el trabajo realizado y publicado en este sitio, por favor, plantéese hacer una donación o colaborar de la manera que estime oportuna para que no termine, como tantos otros proyectos, cerrado por falta de fondos mientras las organizaciones animalistas (bienestaristas) no paran de abrir sucursales por todo el mundo para hablar de «maltrato animal», blanquear el especismo o promocionar el «bienestar animal y las carnes ecológicas». Intento que este proyecto sea un halo de luz en un mundo de tinieblas. Una pequeña donación me permitiría sufragar los gastos del servicio para denunciar los fraudes del animalismo institucional, las desviaciones encontradas dentro del movimiento y defender de verdad a los animales.

¿Qué consigo yo por hacer una donación?

La respuesta corta sería «nada», pero si lo dijese de esa forma tan basta y poco decorosa jamás me aprobarían en la carrera de marketing (si algún día la estudiase). En otros sitios prometerían el oro y el moro por hacer una donación, además de poner imágenes con perritos, gatitos, dos ovejitas parlantes, tres actores con una pose heroica y cinco arcoiris sobre lo bueno que es usted para con los animales y cuántos salvará en China, en Japón y en Singapur mientras cena gustoso una hamburguesa hecha con las vísceras de un cerdo. Y créame, eso les funciona de maravilla.

Este sitio no se anda con mentiras tranquilizadoras, no se arroga la voz de los animalesni da un «carné de socio» con alguna bonita foto con que fardar en redes sociales. En «¡Derechos Animales ya!» no se dirá que hacer una donación «salva vidas». Eso es una gran mentira, diga quien lo diga. El dinero que se emplea para salvar  o rescatar supuestamente a un animal es un dinero que se recibe a costa de tergiversar los Derechos Animales y vender sus derechos mediante pactos con la industria. Aquí solamente importa el trabajo bien hecho y no el postureo, se aspira a la honestidad intelectual, a la ética y a los Derechos Animales por encima de cualquier interés propio.

Me siento muy agradecido y poco me gustaría más en este mundo que poder complacer, recompensar y retribuir a mis donantes. Sin embargo, me faltan medios para hacerlo más allá de que alguien contacte conmigo y me pida un favor o me pregunte si puedo facilitarle algo (artículos, referencias, etc.).

Sería ideal poder invertir el dinero donado en publicidad para que el contenido llegase a más gente, pero los gastos presentes vuelven imposible esa inversión. Si obtuviera donaciones suficientes, podría lanzar pequeñas campañas para que llegasen a la gente los artículos más relevantes y otros proyectos igualmente importantes encabezados por otros compañeros.

Por todo lo señalado, si usted es vegano o vegana, quiere promover el veganismo y se declara en contra del negocio animalista, haga una donación y colabore como buenamente pueda para ayudar a revertir esta abominable situación difundiendo los artículos de ¡Derechos Animales ya! La donación de un único euro (1€) marcaría la diferencia.

Si tiene algún problema o quisiera otras formas de pago. No dude en contactar.