Vegan Sidekick: Las cinco etapas hacia el veganismo

¡Difunde!

Las cinco etapas hacia el veganismo (Vegan Sidekick)

Convertirse en vegano es un proceso psicológico parecido a superar un duelo

 

Existen diversas maneras de llegar al veganismo. La más común se basa en que algún activista nos transmita, ya sea en persona o por medios a distancia, las implicaciones morales de la explotación animal. También resulta posible y común toparse con publicaciones en redes sociales, entradas en blogs, comentarios en foros y otros datos que nos alienten a buscar información, ampliar los conocimientos y actuar en cierta medida.

El hecho de que nos «invada» un mensaje totalmente diferente a la concepción mayoritaria (incluso a las consideraciones comunes sobre los Derechos Animales debido al negocio animalista) suele originar una fuerte repulsa. Por psicología, tendemos a otorgar validez al pensamiento mayoritario con el fin de sentirnos integrados en el grupo. Ese sentimiento de unidad nos alienta al conformismo en lugar de sopesar la validez de los argumentos esgrimidos en sociedad. Por ende, cualquier cambio de mentalidad requiere tanto un esfuerzo de atención y reflexión intimista como destruir sesgos originados por nuestra propia biología.

En general, al igual que ocurre con otros cambios vitales (duelo, identidad, etc.) podemos diferenciar cinco etapas por las cuales acostumbra a pasar un agente moral antes de hacerse vegano según el modelo de Kübler-Ross. Por desgracia, llegar a cualquiera de los «hitos» intermedios no conlleva en absoluto que el sujeto se hiciere finalmente vegano. Entran en juego variables cruciales como el grado de empatía (habilidad de ponerse en la piel de las víctimas), de adoctrinamiento (mayor o menor asunción de prejuicios), su sentido de agencia (capacidad de asumir sus acciones) e inercia social (tendencia de abandonar el juicio propio en favor del pensamiento predominante):

 

  1. Negación: El individuo niega la importancia del fenómeno, su papel en el mismo y las bases de los argumentos presentados.
  2. Ira: El sujeto empieza a ser consciente de un conflicto de intereses entre aquello que él siempre ha creído o le beneficia frente las consecuencias de los argumentos presentados sobre su persona. Ello quizás cause un brote de odio repentino hacia el mensajero y la necesidad imperante de tantear en busca de contradicciones con que poder contentar sus preconcepciones.
  3. Regateo: La persona comienza a percatarse de que sus argumentos flaquean y trata de encontrar razones que permitan excusar sus acciones con el objetivo de evitar un sentimiento de culpabilidad. En este punto apelan a otras injusticias del mundo y a la futilidad del ser para rebajar sus obligaciones morales.
  4. Remordimiento: El sujeto asume los argumentos inicialmente contrarios y se dispone a adaptar sus apreciaciones acerca de la explotación animal. En esta etapa se dispara el interés por ahondar en aquello que antes se negaba y, poco a poco, comprende los motivos de quienes efectúan esta lucha.
  5. Aceptación/acción: El individuo acepta los errores cometidos hasta el presente y la importancia de modificar sus actos para ser justo con los animales no humanos. A raíz de esta transformación y al fijarse en que otras personas podrían seguir este mismo camino hacia la justicia global, intenta aportar su grano de arena en este movimiento contra el prejuicio del especismo.

 

Viñeta creada por Vegan Sidekick. Traducción realizada por la página Mil y una chorradas que le han dicho a un vegano. Adaptación y corrección efectuada por mí.

 

 


¡Difunde!

6 Comentarios

  • Avatar
    Alejandra Martín Publicado 03/11/2018 11:25

    Soy motera desde hace años y ahora quiero entrar en una peña motociclista y necesito llevar un chaleco de cuero, no tengo alternativa, que quieres que haga? que tire todos mis sueños y deseos a la basura mientras los demas los cumplen? a los animales les van a sacar el cuero la lana etc. hagamos lo que hagamos, no es como consumir sus productos alimenticios dia tras dia, por que compre un chaleco hoy ahora no va a cambiar nada aqui y ahora ni dentro de 5 años.

    • ¡Derechos Animales ya!
      ¡Derechos Animales ya! Publicado 03/11/2018 14:20

      Hola, Alejandra:
      No entiendo para qué preguntas si no esperas respuestas. Existen chalecos profesionales de cuero sintético y múltiples compuestos vegetales de incluso mayor calidad y abrigo que el cuero tradicional. Nadie dice que tires tus sueños por la borda, lo que haces es montar un gran falso dilema como si respetar a los animales estuviese reñido o justificado frente a tu pasión. El cuero es una industria que mata directamente a las vacas y otros animales, no como subproducto. Desde la India, por ejemplo, se exportan miles de toneladas de piel arrancadas a las vacas mientras sus carnes se quedan a descomponerse en el suelo porque ésta no tienen compradores. Si te importan los Derechos Animales, debes empezar no sólo por conocer la realidad, sino por dejar de autoengañarte y verlos como sujetos, no como simples objetos que merecen más o menos respeto según tú lo desees de acuerdo con las circunstancias.

    • Avatar
      Tiesto Publicado 03/11/2018 17:01

      Yo a punto de entrar en la academia militar de Zaragoza para cursar mis estudios de Oficial y hace unos 5 meses que he asumido el veganismo y lo llevo muy bien de hecho me han comunicado puedo comer vegano en el cuartel que no hay problema pero ahora me he dado cuenta de que todo el material militar contiene productos animales como lana de las guerreras, cuero de las gorras y cintos, el fajín es de seda hasta las medallas son de seda y estoy en una encrucijada moral, todo este material es obligatorio mi sueño es ser militar y currar al maxímo por mi país pero a cada paso que veo mil y una formas de sufrimiento animal en algo tan banal como un uniforme.. lo estoy pasando mal.

    • ¡Derechos Animales ya!
      ¡Derechos Animales ya! Publicado 17/07/2019 02:04

      Hola. Te deseo que cumplas tus sueños sin que ello te suponga un conflicto moral. El tema que me comentas es difícil porque se siguen antiguas tradiciones y todos los reglamentos militares son vetustos y bastante inamovibles. Lo mejor que puedes hacer es, educamente, transferir estas situaciones al cuerpo responsable o solicitar que, en lugar de vestir partes hechas con animales, poder usar alternativas que cumplan el criterio militar sin dañar a ningún animal. Es un placer para mí que me contactaras en tu caso, pues existe la creencia de que ser vegano y militar sea incompatible o que todos los veganos sean ‘hippies’. Si te apetece, podrías contarme las experiencias que hayas tenido hasta la fecha podría escribir un artículo a modo de entrevista, ¿te interesaría?

      Un saludo cordial.

  • Adrián López Galera
    Adrián López Galera Publicado 03/11/2018 14:20

    Hola, Alejandra:
    No entiendo para qué preguntas si no esperas respuestas. Existen chalecos profesionales de cuero sintético y múltiples compuestos vegetales de incluso mayor calidad y abrigo que el cuero tradicional. Nadie dice que tires tus sueños por la borda, lo que haces es montar un gran falso dilema como si respetar a los animales estuviese reñido o justificado frente a tu pasión. El cuero es una industria que mata directamente a las vacas y otros animales, no como subproducto. Desde la India, por ejemplo, se exportan miles de toneladas de piel arrancadas a las vacas mientras sus carnes se quedan a descomponerse en el suelo porque ésta no tienen compradores. Si te importan los Derechos Animales, debes empezar no sólo por conocer la realidad, sino por dejar de autoengañarte y verlos como sujetos, no como simples objetos que merecen más o menos respeto según tú lo desees de acuerdo con las circunstancias.

  • Adrián López Galera
    Adrián López Galera Publicado 03/11/2018 14:20

    Hola, Alejandra:
    No entiendo para qué preguntas si no esperas respuestas. Existen chalecos profesionales de cuero sintético y múltiples compuestos vegetales de incluso mayor calidad y abrigo que el cuero tradicional. Nadie dice que tires tus sueños por la borda, lo que haces es montar un gran falso dilema como si respetar a los animales estuviese reñido o justificado frente a tu pasión. El cuero es una industria que mata directamente a las vacas y otros animales, no como subproducto. Desde la India, por ejemplo, se exportan miles de toneladas de piel arrancadas a las vacas mientras sus carnes se quedan a descomponerse en el suelo porque ésta no tienen compradores. Si te importan los Derechos Animales, debes empezar no sólo por conocer la realidad, sino por dejar de autoengañarte y verlos como sujetos, no como simples objetos que merecen más o menos respeto según tú lo desees de acuerdo con las circunstancias.

Añadir un comentario

Su dirección de correo no se publicará. Los campos requeridos están marcados con asterisco (*)