Archivo de la etiqueta: nutrición

Partido Vegano - Niña acostada junto a un conejo

La Asociación Española de Pediatría recomienda anular la empatía infantil

Partido Vegano - Niña acostada junto a un conejo - Asociación Española de Pediatría - Comer animales - Empatía infantilLos niños presentan una empatía infantil natural y muy profunda hacia los animales. Por desgracia, los adultos pervertimos este don innato hasta convertirlos en adultos indiferentes que ven bien comer animales por placer y se vuelven capaces de cometer toda clase de barbaries contra ellos. La Asociación Española de Pediatría considera que ese conejo es comida y que debemos enseñarle a esta niña a que esté dispuesta a comérselo.

La Asociación Española de Pediatría promueve la manipulación infantil

Muchos activistas veganos nos hemos quedado consternados y atónitos al leer, recientemente, un texto que recogía una web de noticias sobre las recomendaciones de la Asociación Española de Pediatría para con la enseñanza de una dieta sana y un consumo responsable a nuestros hijos desde la niñez. Hemos sabido de este texto gracias a un artículo previo del activista Luis Tovar. A continuación citamos un fragmento de la noticia original, escrito por un pediatra de la Asociación Española de Pediatría:

Otro aspecto a tener en cuenta para que entiendan el proceso de los alimentos es saber de dónde vienen. Con las verduras y la fruta no vamos a tener ningún problema. Pero en el caso de los animales, debemos tener en cuenta la edad del niño. Si los más pequeños relacionan la procedencia de lo que comen, por ejemplo, un entrecot, con un ternerito o un pollito, pueden desarrollar aversión a ciertos platos. Para evitarlo, mejor ser cuidadosos en este tema y centrarnos en los productos de la tierra hasta que el niño comprenda cómo funciona la naturaleza.

Como observamos, la Asociación Española de Pediatría recomienda anular y corroer la empatía natural que sienten los niños hacia los animales. Sugiere a los padres que engañen a sus niños e idealicen, poco a poco, la explotación animal para que éstos naturalicen el hecho injusto e innecesario de comer el cuerpo de un animal y lleguen a creer que sea sano o esencial.

Cuando expresan «hasta que el niño comprenda cómo funciona la naturaleza», lo que quieren decir es «hasta que el niño haya asumido por completo la ideología especista de nuestra sociedad antropocéntrica y comience a despreciar y a percibir a los animales como seres inferiores u objetos que existen para servirnos, tal como hace dos siglos se inculcaba el racismo en los niños blancos para que vieran como objetos a los humanos de raza negra o como todavía hoy se educa a muchos niños para que cosifiquen a los mujeres». Esto es, objetivamente, lo que los autores del texto querían expresar en su frase eufemística y falaz de apelación a la naturaleza.

Partido Vegano - Niño lleva un reno desde una cabezadaUn niño lleva a un reno con una cabezada. Desde pequeños nos enseñan a percibir a los animales como seres inferiores que existen para servirnos hasta anular nuestra empatía infantil. La Asociación Española de Pediatría recomienda a los padres que engañen y manipulen a sus hijos para inculcarles el prejuicio antropocéntrico de que esté bien comer animales.

Conclusión

Esta noticia no es nueva; pero sigue un patrón repetido a lo largo del tiempo en la educación infantil: el engaño y la manipulación de los menores, ejercidos por parte de asociaciones médicas y nutricionales como la Asociación Española de Pediatría, para anular la empatía infantil y lograr que los niños acepten un statu quo arbitrario, cruel y perverso.

La naturaleza no nos dicta qué está bien o qué está mal. La sociedad no ve correcto comer animales o participa en miles de formas de esclavitud animal y en el exterminio de animales porque nos obligue la naturaleza; lo hacemos porque existe una ideología social —el especismo— que nos lleva a discriminar a los animales al tomar la «especie» como si fuera un criterio ético. Esta discriminación es tan arbitraria como el racismo o el sexismo.

No se requiere una explicación profunda para entender que el adoctrinamiento especista en la infancia es el responsable de que cerca del 99% de la humanidad participe, financie y efectúe la crianza, asesinato y exterminio sistemático de millones de animales al día por simple placer, utilidad e indiferencia que se gestaron cuando sus padres o educadores se limitaron a retransmitir unos conocimientos vetustos y supremacistas que no han cambiado desde el Neolítico.

Artículos relacionados
Partido Vegano - Hamburguesa cárnica

¿Los humanos somos carnívoros, omnívoros o herbívoros?

Partido Vegano - Hamburguesa cárnica - Humanos somos carnívoros, omnívoros o herbívorosLa sociedad humana asume que necesitamos comer carne e incluso justifica el consumo de comida basura. ¿Los humanos somos carnívoros, omnívoros o herbívoros? Se requiere conocer un poco de biología y de fisiología animal.

¿Los humanos somos carnívoros? Hablemos de una confusión generalizada

A menudo, en discusiones y debates, sale a colación la afirmación de que los humanos seamos carnívoros o herbívoros. A veces, quienes consumen todavía productos de origen animal alegan que ellos son carnívoros o que la humanidad entera es carnívora. Y, por su parte, muchos de quienes son veganos o están transicionando al veganismo suelen afirmar que el veganismo es coherente porque, según esgrimen, los humanos somos herbívoros. Me gustaría aclarar este pequeño debate terminológico basándonos en hechos científicos y en argumentos racionales.

En primer lugar, la división tripartita entre carnívoros, omnívoros y herbívoros es antigua y difusa. En la naturaleza, los distintos seres vivos se alimentan de fuentes animales o no animales dependiendo de una serie condiciones. En animales, la nutrición depende en gran medida de nuestro metabolismo, morfología y etología.

El metabolismo condiciona el conjunto de enzimas disponibles para digerir y degradar distintas sustancias; la morfología condiciona los elementos físicos (mandíbulas, garras, etc.) que permiten capturar y engullir el alimento; y, por último, la etología se refiere al comportamiento de los animales, aprendido o innato, sobre cómo cazar, defenderse y conseguir su alimento.

Partido Vegano - Elefantes y fuerzas de la naturaleza - Animales gigantesLos animales somos el resultados de múltiples adaptaciones mediadas por la selección natural. No debemos incurrir en la falacia naturalista de justificar alguna acción porque ocurra en la naturaleza o la efectúe algún animal. La dieta de los animales varía a lo largo del tiempo.

Los humanos somos omnívoros

Al considerar estas variables, nos encontramos con que los animales somos carnívoros, omnívoros y herbívoros porque la selección natural ha según condicionado nuestras estructuras corporales, nuestros órganos internos y, además, modulado nuestra conducta en respuesta a todo ello.

Tanto los humanos como otros animales podemos variar nuestra alimentación según la disponibilidad y el aprendizaje. De esta manera, podemos encontrar, tanto por causas naturales o antrópicas, a leones que cazan focas y a cocodrilos que se alimentan de arroz. Sí, los demás animales también aprenden y transmiten una cultura de generación en generación.

So pena de incurrir en un reduccionismo científico, deseamos dar una explicación de por qué los humanos somos omnívoros y lo que ello implica. En biología se establece que un animal es herbívoro cuando puede digerir la celulosa y se establece que un animal es carnívoro cuando posee unas modificaciones metabólicas y etológicas muy observables, por ejemplo, cuando el animal presenta un ciclo de la urea muy desarrollado y un instinto cazador.

Los humanos somos unos animales generalistas. No podemos digerir la celulosa ni tampoco disponemos de adaptaciones metabólicas o etológicas especiales para cazar. Si nos basamos en el significado etimológico de los términos antes señalados, los humanos somos omnívoros; pues tenemos la capacidad de digerir la mayoría de los nutrientes existentes con independencia de su origen. Es un error creer tanto que los humanos somos carnívoros como sea seamos herbívoros.

Partido Vegano - Vista de los comillos de un camelloQue los humanos seamos omnívoros no significa que estemos obligados a comer de todo. Los camellos han pasado evolutivamente de ser carnívoros a herbívoros.

La dieta humana no se rige sólo por la naturaleza

Una vez aclarado un poco este asunto, queremos concluir con la importante mención de que tanto la sociedad general como el colectivo vegano acostumbra a incurrir en la falacia naturalista para justificar sus acciones. Lo que hagan los animales en la naturaleza es irrelevante porque ellos no son moralmente conscientes de sus acciones (no distinguen entre el bien y el mal). Asimismo, como hemos indicado, los animales pueden modificar y cambian su dieta según diversos condicionantes.

A lo largo de la evolución ha habido especies animales que han pasado desde un lado al otro del espectro. Por ejemplo, los osos pandas actuales se alimentan exclusivamente de bambú a pesar de que sus antepasados lo hacían en gran medida de animales. Y el camello actual se alimenta de hierba aun cuando sus antepasados eran carnívoros. Por mera curiosidad, recomendamos que el lector busque imágenes en donde se muestren los enormes colmillos que todavía han mantenido.

Por todo ello, ruego madurez, cordura y argumentos racionales. Poco importa que los humanos u otros animales acostumbremos a alimentarnos de ciertas cosas o seres. Lo relevante está en que podemos modificar nuestro comportamiento, podemos cambiar nuestra dieta y que, debido a nuestra comprensión de la ética y de la justicia, debemos dejar de comer animalescomo nuestra especie condenó históricamente el canibalismo— y de participar en toda forma de explotación animalconsumo, domesticación, comercio, zoológicos, acuarios, delfinarios, circos, caza, pesca, experimentación, manipulación genética, terapias, entretenimiento, deporte, cine, rituales de dominación, matanzas, prácticas zoofílicas y un largo etcétera— en reconocimiento de que ellos, como nosotros, poseen sus propios intereses inalienables.

Artículos relacionados
Partido Vegano - Menús veganos

Por los menús veganos para niños y adultos

Partido Vegano - Menús veganos - Comedores escolaresEn pleno siglo XXI todavía se percibe como una rareza no comer tejidos de animales asesinados, secreciones de mamíferas ni otros productos de origen animal. Disponer de menús veganos en comedores escolares, hospitales y otros centros es un derecho que deberíamos tener como ciudadanos.

Reivindicamos nuestro derecho a disponer de menús veganos en comedores escolares

La práctica del veganismo implica nuestro rechazo hacia todo producto derivado de la explotación animal. A diferencia de que lo podría suponer en el caso de alergias o trastornos alimenticios, disponer de menús veganos es un requisito simple y, teóricamente, fácil de satisfacer por parte de la Administración Pública.

Lejos de recibir la atención de la Administración Pública, los padres veganos nos encontramos a menudo con que a nuestros hijos no se les facilita un menú vegano en comedores escolares. Muchas escuelas desoyen y rechazan sistemáticamente las peticiones de los padres sobre un menú vegano para sus hijos.

A estas alturas, huelga ya comentar que una dieta vegana es sana para para todas las edades. A la sociedad general, muy prejuiciosa, llega a considerar que una dieta 100% vegetal constituye una forma de maltrato infantil mientras no dude en agujerear las orejas de sus hijas como practica con el ganado.

Y, en otros casos muy frecuentes, los adultos carecemos de uno en hospitales, cuarteles militares, cárceles y otros centros dependiente del Estado. En este artículo deseo reivindicar nuestro derecho como ciudadanos a disponer de menús veganos, al menos, en servicios dependientes de la Administración Pública.

La Administración Pública dice: «Religiones sí; ética no»

Lo paradójico del asunto radica en que las administraciones sí valoran las religiones para adaptar los menús escolares. ¿Por qué sí se respetan las creencias dogmáticas y no los argumentos racionales? ¿Será porque el veganismo evidencia la hipocresía colectiva? Existe un vacío legal inadmisible.

Los activistas veganos no pedimos sólo tolerancia hacia los adultos y niños veganos; sino igualdad. La sociedad no sólo tiene que tolerar que seamos veganos y concedernos un menú vegano; sino que debería respetar a los animales cuyos intereses vulneran.

Dado que el respeto hacia todos los animales parece difícil de entender para el propio Gobierno, los menús veganos comprenden una propuesta que ya debería estar implantada en comedores escolares, hospitales y otros centros. No pedimos ni más ni menos que el resto de la ciudadanía.

Artículos relacionados
Partido Vegano - Todo uso de animales es injusto

El compromiso ético del Partido Vegano

Partido Vegano - Todo uso de animales es injusto - Compromiso éticoQuienes formamos el Partido Vegano tenemos un profundo compromiso ético hacia todos los animales. Irene Aparicio, vicepresidente del Partido Vegano, nos cuenta su historia.

¿Qué diferencia existe entre el Partido Vegano y otras formaciones políticas?

El Partido Vegano, a diferencia de otros partidos, no pretende criticar por criticar, exponer noticias sensacionalistas o soltar acusaciones a políticos ni condenar ayuntamientos en específico (aun cuando lo merezcan). Entendemos que estas maniobras políticas, tan habituales, son una estrategia partidista que nos aleja del verdadero enfoque: los animales y la injusticia que les causamos.

Un punto muy importante a la hora de tratar noticias como las de Ayuso contra los antitaurinos, la caza, la empatía animal, o el caso del buey Pocholo, entre otros, radica en que el Partido Vegano intenta ofrecer una visión global de la explotación animal y condenarla en su conjunto.

Todas las demás formaciones, sin excepción, se dedican a mostrar festejos con animales y a hablar de crueldad con extremo sensacionalismo. Esto impide que la sociedad comprenda que tales hechos y el sufrimiento que implican son únicamente la consecuencia visible y esperable de la cosificación animal.

Si uno entiende que los latigazos a seres humanos esclavos eran una consecuencia esperable de su condición de esclavitud. La sociedad general debe entender que las cadenas, las fustas, las garrochas, las pistolas de pernos y otros cientos de instrumentos y situaciones que viven los animales son la consecuencia esperable y necesaria de que los animales sean nuestros esclavos.

Todos los animales del mundo son esclavos de los seres humanos. De nada sirve cambiar su denominación a «seres vivos» o a «seres sintientes» porque nuestra sociedad y sus leyes no los explota porque no estén vivos o porque no sientan; sino porque nos consideramos superiores a ellos y que solamente existen para servirnos.

Cualquier publicación o campaña que se centre en las consecuencias de la explotación animalmaltrato animal— en lugar de en la raíz del problema —la esclavitud animal— se convierte en parte de la opresión.

Y no te engañes, estos partidos son parte de la opresión porque su negocio radica en regular y maquillar la explotación animal con fines institucionales, no en salvar las vidas de los animales.

En nuestra formación hablamos con sinceridad y con el compromiso ético que brinda no obtener un sueldo a costa de la miseria de los animales. A continuación relatamos una vivencia real como ejemplo del compromiso ético del Partido Vegano.

Partido Vegano - Votante de PACMA que dice ser carnívoroLas organizaciones animalistas y sus partidos asociados sólo consiguen normalizar la explotación animal y transmitirle a la sociedad que uno pueda comer animales y participar en su defensa. Es fácil ganar donaciones tranquilizando la conciencia colectiva.

Nuestro compromiso ético está en el corazón

Nuestra compañera Irene Aparicio, vicepresidente del Partido Vegano, es todo un ejemplo de coraje, autosuperación y evolución personal. Ella nos demuestra que todos podemos cambiar para hacer lo correcto por los animales.

En el Partido Vegano, todos tenemos una historia detrás que nos marcó y nos hizo ver que debíamos dejar de participar en toda forma de explotación animal. Ahora, todos juntos luchamos por los Derechos Animales.

En el corazón del Partido Vegano existe un compromiso ético profundo y enraizado en nuestro ser. Por eso, queremos hacer lo que otros partidos no quieren hacer.

Partido Vegano - Irene Aparicio durante una competición de salto ecuestreIrene Aparicio durante una competición de salto ecuestre.

El «salto» más grande de Irene Aparicio

Hola. Mi nombre es Irene Aparicio y ocupo la vicepresidencia del primer partido vegano de España, pionero en Derechos Animales, con fecha de lanzamiento en abril de este año en curso.

Cada vez somos más las personas que decidimos dejar de explotar animales por motivos morales y de respeto hacia ellos. Es más, desde que decidí hacerlo hasta ahora, he aprendido y dado cuenta de infinidad de cosas que antes ni veía. Eso sí, cada día que pasa y mi conciencia va aumentando, siento menos esa sensación de intranquilidad e incoherencia conmigo misma y respecto a los demás.

A día de hoy, pienso realmente que hasta que la violencia especista no desaparezca, el equilibrio moral nunca se conseguirá. Los animales no humanos son las criaturas más vulnerables que existen y el blanco de todo ser humano sin importar raza, sexo u orientación sexual. Están en el punto de mira de todos, a excepción del de los veganos.

Hasta que no respetemos a todos los individuos por igual, nuestra ética será arbitraria. ¿Acaso a cada uno le basta con tener sus propios criterios para respetar a unos u otros? Eso es lo que está pasando.

También estoy casi segura de que nadie, en su sano juicio, quiere que los demás animales sufran. Cualquier persona que se considere el o la mejor amante de éstos, desea lo mejor para ellos. Esto lo digo con conocimiento de causa; pues me crié entre animales y fui amazona de salto ecuestre durante casi 10 años. Antes de ser vegana, yo misma me consideraba la mejor amante de los animales que existía. Tenía todo tipo de animales y los cuidaba para poder obtener algo de ellos. ¿Quién me iba a decir a mí lo contrario?

Bien, pues el día en que me di cuenta de que todo eso se desmoronaba, fue el día que realmente entendí que no se trataba de amor, o de que no sufrieran o de cómo yo me sintiera respecto a ellos. Precisamente, eso era lo que fallaba en la ecuación: nuestro egoísmo. Si lo pensamos en un contexto humano, ¿sería legítimo tener hijos con el único fin de usarlos para nuestros fines? No, sería explotación infantil, pues aquello era explotación animal.

Ningún animal debe ser un recurso para nuestros fines. Entender esto significa entender que debemos superar prejuicios inmorales que nos han sido impuestos durante cientos de años. No se trata de nosotros ni de nuestros mejores deseos para con ellos: se trata de ellos y de su valor inherente, su valor propio, que no depende del que nosotros queramos darle.

Y yo lo tengo claro: el camino a una libertad global es la toma de conciencia. Y desde el Partido Vegano queremos poner, de una vez por todas, los Derechos Animales sobre la mesa, y que se haga justicia.

Puedes conocer mejor la historia de Irene en esta entrevista.

Nuestro compromiso ético lo llevamos en el corazón.

¡Ayúdanos a romper cadenas!

Artículos relacionados
Partido Vegano - Niño sufre acoso escolar

Contra la veganofobia

Partido Vegano - Tres perritos - VeganofobiaComo cualquier odio irracional, la veganofobia es un prejuicio que debemos denunciar para poder combatirlo.

[Autoría de la imagen]

¿Qué es la veganofobia?

La veganofobia es un concepto relativamente reciente en nuestra sociedad. Como ocurre con sus análogos (p. ej: la homofobia), alude a los prejuicios y a la discriminación que sufrimos los veganos por el mero hecho de serlo. Este concepto tiene su origen en uno más amplio llamado «vegefobia», el cual se refiere a la discriminación padecida por cualquier individuo afín al vegetarianismo. La razón de distinguir entre ambos términos radica en que existen unos motivos más allá de la dieta por los cuales se ejerce una discriminación contra los veganos.

Toda forma de discriminación tiene una base biológica y cultural. Al igual que los activistas veganos promovemos el veganismo y tratamos de luchar contra el especismo, también tiene sentido condenar aquella discriminación que nosotros sufrimos como consecuencia de vivir sin explotar a los animales, de no creernos superiores a ellos ni de causarles ningún mal adrede.

No, no se trata de que los veganos busquemos victimizarnos o situar nuestros problemas por encima de las víctimas que conforman nuestra lucha —los animales—; sino de que queremos reivindicar también nuestros derechos legales y civiles como miembros plenos de la ciudadanía.

Partido Vegano - Niño sufre acoso escolarNadie, y en especial los más débiles e indefensos, debería sufrir discriminación por ningún tipo de condición.

[Autoría de la imagen]

Acciones veganófobas

Resulta muy difícil resumir en un artículo breve todas las causas y posibles frutos de la veganofobia. Sin embargo, desde el Partido Vegano intentaremos ofrecer unas pinceladas generales.

Los veganos formamos un colectivo todavía minoritario y ello va ligado, inevitablemente, al desconocimiento general de los argumentos que nos impulsaron a dar el paso hacia el veganismo. Por un lado, para el humano medio, el sesgo de creer que se encuentra en el colectivo mayoritario —o representado por la mayoría— le genera un curioso sentimiento de superioridad y de desdén hacia los «diferentes». Y, por otro lado, la ignorancia desemboca en el miedo y éste causa actitudes y comportamientos irracionales.

Atendiendo a estos motivos, las acciones veganófobas se vuelven perfectamente explicables. En nuestro día a día, los veganos padecemos toda clase de acciones injustas de mayor o menor importancia, según la edad y el contexto:

  • Insultos, mofas y humillación, tanto en presencial como en redes sociales.
  • Violencia, abuso y marginación contra menores veganos.
  • Incomprensión en el ámbito familiar, amistoso y afectivo.
  • Desconsideración absoluta y sistemática de nuestras necesidades y derechos fundamentales por parte de las administraciones públicas.
  • Y un largo etcétera.

Partido Vegano - Educación en las escuelasUna educación en la justicia universal, sin antropocentrismo ni discriminación por especies, es la pieza clave del veganismo.

[Autoría de la imagen]

¿Qué propone el Partido Vegano?

El Partido Vegano, como formación que busca representar los Derechos animales y al colectivo vegano en nuestro país, aspira a que la vía política pueda solventar a corto plazo toda forma de veganofobia. Dado que los veganos somos humanos y nosotros sí estamos catalogados como «sujetos de derecho», el Gobierno está obligado a respetarnos como personas humanas y a tomar las medidas oportunas para frenar toda clase de discriminación e injusticia que suframos debido a nuestra condición de individuos que rechazamos la explotación animal y toda violencia ejercida contra los animales.

Las medidas específicas aparecerán en nuestro programa electoral. No obstante, resumimos información crucial en nuestro apartado de «Preguntas frecuentes». Entre estas reivindicaciones se incluye un modelo de prevención y atención personalizada a menores veganos, campañas de educación que conciencien sobre la existencia de nuestro colectivo y regulaciones para centros públicos —desde colegios a hospitales— para garantizar la disposición de una dieta 100% vegetal.

No pedimos ni más ni menos que el mismo respeto que para otros habitantes. No somos divisivos, cansinos ni petulantes. La lucha por nuestros derechos como colectivo no es algo que les quitemos a los animales. Se trata de una realidad complementaria a nuestra causa que está relacionada en su base con la discriminación que los humanos ejercemos contra los demás animales.

¡Únete a nosotros por una justicia universal!

Artículos relacionados